El Tratado de Paz firmado entre Gran Bretaña y Argentina en 1990

¿Un olvidado Tratado que puede explicar lo sucedido con el Ara San Juan?

Política exterior. Declaración de Paz Sin explicaciones sobre el Ara San Juan. Nadie ha invocado públicamente el Tratado de Madrid y sus compromisos; algo olvidado para la mayoría de los argentinos pero no parece así para la Royal Navy. Se barajaron y se barajan muchas hipótesis pero nadie explica a la opinión pública los acontecimientos que rodearon el caso del hundimiento del ARA San Juan, salvo en el exterior. Nadie menciona aquel Tratado que firmó Menem, a quién llamaron Carlos "Traidor" Menem, el entregador de un pais al Invasor. Con aquel viejo tratado de paz que firmaron Argentina y Gran Bretaña el 16 de febrero de 1990, todos los medios masivos de difusión anunciaron que se habían restablecido las relaciones diplomáticas entre la República Argentina y el Reino Unido de Gran Bretaña. El instrumento jurídico que determinó esto fue firmado en Madrid en un salón del Ministerio de Asuntos Exteriores de España. El texto del documento se integra con dieciocho artículos y cuatro anexos que abarcan un total de catorce carillas. Un viejo Tratado al que llamaron Declaración; porque si se le daba el carácter de Tratado se tenía que esperar la aprobación de Senadores y Diputados. La diferencia entre una “Declaración” y un “Tratado” es fundamental. Una “Declaración” no requiere imprescindiblemente su aprobación por el Congreso de la Nación, en cambio un Tratado concertado con otro país para tener validez necesita ser aprobado por el Congreso de la Nación. La Constitución Nacional en su art. 67 inciso 19 establece categóricamente que “corresponde al Congreso… aprobar o desechar los tratados concluidos con las demás naciones”. Por lo tanto, si no media consideración y aprobación del Cuerpo Legislativo el Tratado Anglo-Argentino precipitadamente firmado en Madrid el 15 de febrero de 1990, no habrá de ser obligatorio para la República Argentina ni tendrá el carácter de “ley suprema de la Nación” que el art. 31 de la Constitución Nacional les adjudica a los Tratados aprobados por el Senado y por la Cámara de Diputados de la Nación. En su artículo cuarto, la delegación británica anuncia la decisión de su gobierno de “dejar sin efecto la Zona de Protección establecida alrededor de las islas Malvinas (Falkland Islands)” que se había impuesto de la Guerra de Malvinas y se sostuvo ocho años más. Pero tiene que haber una letra chica, insinúan algunos estudiosos; algo que se nos haya pasado por alto y que tenga que ver, quizás con alguna pista para entender el destino del submarino San Juan. Hoy, lo que más resalta es que en este “tratado” en el artículo 5 Anexo hay una interesante definición: El tratado determina que son buques o aeronaves de los dos países los que lleven signos exteriores que los individualicen como tales, que se hallen bajo el mando de un oficial cuyo nombre figure en el escalafón de la Fuerza y cuente para su operatividad con una tripulación sometida a la disciplina de la Fuerza respectiva, esto es Armada o Fuerza Aérea. [b]Por su parte en el Anexo I- III aparece escrito un interesante punto para tener en cuenta se titula: Información reciproca sobre movimientos militares:[/b] Los dos países se comprometen a proporcionar por escrito y con veinticinco días de anticipación la información correspondiente al movimiento de sus Fuerzas Navales y de sus Fuerzas Aéreas y de los ejercicios que verifiquen unas y otras dentro de las siguientes áreas: Para las fuerzas argentinas las siguientes coordenadas: 1) 46 8— 63 W: que es el espacio marítimo que se extiende siguiendo el paralelo 46 8 que cruza Comodoro Rivadavia con el meridiano 63 W (aproximadamente a 350 kilómetros al Este de Comodoro Rivadavia). 2) 50 5 — 63 W y 50 8 — 64 W: que es el espacio marítimo que se extiende siguiendo el paralelo 50 5 que cruza Puerto Santa Cruz hasta su intersección con el meridiano 63 W y el meridiano 64 W (aproximadamente a 350 y 300 kilómetros al Este de Puerto Santa Cruz). 3)53 8 — 64 W y 53 8 — 63 W: que es el espacio marítimo que se extiende siguiendo el paralelo 53 5 que cruza la Bahía de San Sebastián al Norte de Tierra del Fuego hasta su intersección con los meridianos 64 W y 63 W (aproximadamente a 300 y 350 kilómetros al Este de la Bahía de San Sebastián al Norte de Tierra del Fuego). 4) 60 S—63W y 60 S—20W: que es el espacio marítimo que se extiende siguiendo el paralelo 60 8 que pasa cerca de las Islas Orcadas en la Antártida hasta su intersección con el segmento que va desde el meridiano 20 W (esto hace una extensión de aproximadamente 3.500 kilómetros al Este del meridiano 63 W que pasa cerca de las Islas Shetland del Sur). Para las fuerzas británicas dentro de las siguientes coordenadas: Desde el paralelo 40 S, que pasa al Sur del delta del Río Colorado en la provincia de Buenos Aires, hasta el paralelo 60 S, que pasa cerca de las Islas Orcadas en la Antártida, hasta la intersección de ambos paralelos (40 y 60 Sur) con el meridiano 20 W . El meridiano 20 W pasa aproximadamente a 3.000 kilómetros al Este de las costas de la República Argentina. Como se infiere, [b]mientras los buques y aeronaves que se desplacen por la plataforma continental argentina han de estar subordinados a un fácil y seguro control británico, los buques ingleses que naveguen desde nuestras costas hasta el meridiano 20 W no estarán sometidos a igual control argentino. [/b] Para el ejercicio del “control recíproco” establecido en el punto “2” de este Capítulo III del Anexo 1 se determina que las Partes se notificarán recíprocamente con una antelación mínima de 48 horas de la identificación, rumbo y propósito del desplazamiento de los buques y aeronaves que prevean acercarse a las costas a menos de 50 millas náuticas por mar o a menos de 70 millas náuticas por aire. Acá cabe la pregunta: ¿Alguien le pidió constancia a la Armada Argentina o en su defecto a la Base Mar del Plata de la notificación? Vamos más lejos, ¿la Armada se acordó de los puntos del tratado y los incorporó como procedimiento o sencillamente no les dio importancia? Sigamos leyendo un poco más el tratado que acuerda un conjunto de reglas de comportamiento recíproco para las unidades de sus respectivas fuerzas navales y aéreas que operen en proximidad a las zonas determinadas. En este aspecto el Anexo II determinaba este procedimiento: -Las unidades navales y aéreas evitarán cualquier movimiento que pueda ser interpretado de “hostil”. -Las unidades navales operarán de manera tal que demuestren claramente sus intenciones. -Las unidades aéreas evitarán interferencias mutuas. -No podrán efectuarse ataques simulados ni emplearse radares de control de tiro por unidades de una Parte sobre unidades de la otra Parte. -No se usarán reflectores para iluminar puentes de navegación. -Las unidades navales y aéreas evitarán la ocultación de luces. -No se interferirán sistemas de comunicaciones. -Ante hechos que preocupen a una de las Partes se realizará de inmediato intercambio de informaciones. En el tratado firmado por el Estado acuerdan procedimientos para casos de emergencia para realizar salvamentos marítimos y aéreos en el Atlántico Sudoccidental (ver Anexo III). Este Anexo III al que remite esta parte del artículo quinto (5°) adjudica al Comando de las Fuerzas Británicas en las Islas Malvinas (Falkland) la coordinación de los salvatajes marítimos con Ushuaia y la coordinación de los salvatajes aéreos con Comodoro Rivadavia. Artículo 5°- E:En esta parte se determina “Establecer un sistema de intercambio de información sobre seguridad y control de la navegación marítima y aérea . En el Anexo IV aquí referido se determina que la actividad conjunta de las dos Partes abarca una extensa enumeración de informaciones, control de la navegación aérea y marítima, alerta, búsqueda, salvamento, estudios meteorológicos, aterrizaje de emergencia para las dos Partes y para aeronaves de terceras potencias y comunicación permanente sobre estado de aeropuertos. Esta cantidad de artículos que integra el tratado entraron en vigor el 31 de marzo de 1990, hace 27 años atrás y muchos de los funcionarios gubernamentales y las autoridades navales seguro desconocen.
info@radionoba.com.ar
San Martín 88
San Nicolás, Buenos Aires, Argentina
0336 44 23 710
0336 154 626254
Radio noba © 2017 - 2019  |  
Programado por Fernando Tormo